Como dice la canción: stop and stare

¡Buenos días!  Cómo pasa el tiempo eh? Ya estamos otra vez a viernes y ya sabemos que hay que evaluar la semana. Para ser sincera he tenido que pensar mucho cómo explicar esta semana porque no ha sido de grandes hechos (o sí, según se mire, porque a veces esas pequeñas decisiones nos llevan a cosas más grandes) pero sí tiene cosas importantes que destacar.

 
Empezaré explicando el título del post y es que como en la canción stop and stare de One Republic a veces hay que parar y observar. Parar te puede parecer perder el tiempo, pero normalmente te ayuda a romper con la inercia y tomar nueva perspectiva de todo lo que te rodea y que puede llegar a pasar inadvertido o convertirse en parte de tu rutina.

Lo mejor de la semana: en esta ocasión está marcado por unos momentos de relax. Necesitaba mimarme y lo hice. Un ratito para mí, aunque compartido con Celia en el espacio, sin pensar en nada más y cuando terminó miré el móvil y sonreí. Hay que valorar más esas pequeñas cosas.

Otro de los buenos momentos fue perder el miedo y atreverme a hacer algo que llevaba tiempo rondándome la cabeza, así que muy contenta y satisfecha. Un gesto puede suponer mucho y para mí esto lo supone, aunque sólo sea escribir unas palabras.

Ni fú ni fá: aquí hablaría de cosas que en un principio podrían hacerme ilusión y que sin embargo se quedan en nada. Curioso como todo cambia. Gracias Luisita por acompañarme en mi periplo, sé que intentas que me alegre y me ilusione. Poco a poco, seguro que esta semana lo logramos ;)

Por último, en lo peor de la semana,  no me apetece hablar de lo peor que ha sucedido esta semana aunque no sea a mí directamente, es muy duro ponerse en esa situación, así que lo dejaré en que ha sido el tiempo, esto de días y días con lluvia no es lo mío.

Por otra parte ¿sabéis esa sensación de querer avanzar rápido en una cinta transportadora que va en dirección contraria? Pues así me siento yo a veces. Supongo que soy impaciente y tengo que aceptar que para algunas cosas soy lenta, aunque vaya con paso firme.

Respecto a los propósitos, estoy comiendo bien pero con algún capricho dulce. Eso sí, sin pasarme, aunque ya apetece meterse en la cocina y hornear postres. Sigo con el alemán, aunque sin mucho avance y ahora he incorporado una nueva inquietud en mis propósitos que de aquí a 4 meses me tendrá “bastante entretenida”, como si habitualmente me aburriera :) Pues eso es todo, creo que os he resumido bastante la semana y os espero el próximo viernes. ¡Disfrutad!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s